“Aún no ha llegado la JMJ y ya me ha cambiado la vida”

Por Israel Viana · 17 mayo, 2013 · ,

Experiencias de los voluntarios de la JMJ Rio 2013La Jornada Mundial de la Juventud cuenta con más de 80000 voluntarios inscritos, algunos de los cuales se han desplazado a Rio de Janeiro para trabajar en algunos aspectos clave de la preparación de la Jornada que requieren una mayor dedicación. Además de servir a Dios a través del voluntariado en la JMJ, para estos jóvenes descubrir y vivir la Iglesia está siendo su trabajo diario. A pesar de las dificultados económicas, la falta de apoyo de amigos y familiares, etc, para ellos es una oportunidad de crecimiento personal y espiritual. Toda una experiencia.

Para Juliana Cuani, de Sococoba (São Paulo), la JMJ ha sido una oportunidad incluso antes de llegar a Rio de Janeiro. “En mi diócesis he participado en la preparación de la Semana Misionera, junto con jóvenes de diferentes realidades y movimientos de la Iglesia, que trabajan demostrando la fuerza que da la comunión en la Iglesia. Eso es muy importante, pero en la JMJ propiamente dicha, ese trabajo tiene una dimensión aún mayor. Para mí están siendo una experiencia única las personas de fe que estoy conociendo en este tiempo; marcan mi forma de ver y de vivir la fe. Son amigos hechos en Dios que mantendré durante toda la vida”, afirma emocionada.

Para Aline Vonsovicz, de Curitiba, no es diferente: “La JMJ me ha cambiado. A pesar de haber participado siempre como voluntaria en proyectos católicos de comunicación, siempre he sentido un vacío interior, que intentaba llenar con fiestas y bebida. Pero ese vacío era la falta de Dios. No recuerdo bien cómo llegué a la web de la JMJ para inscribirme como voluntaria, pero sé que fue una llamada de Dios. Cuando fui admitida, comencé a entender mejor este evento y a notar la dimensión de las dificultades que se nos presentan cada día”, cuenta.

Fue despedida de su trabajo hace tres años, pero no se rindió en la misión: “Empecé a trabajar como autónoma, y desde septiembre muchas personas han confiado en mi trabajo, han pagado por él y de esa forma han contribuido a que pudiera venir a Rio como voluntaria”. Otro reto para Aline era conocer mejor a Dios y su Palabra. “Quizá no conozca todos los pasajes de la Biblia, todas las canciones católicas o todos los santos y patronos. Pero cada versículo que he leído, cada canción que oigo o historia que aprendo me llena de gozo. Quiero ser la juventud del Papa: incluso con todos mis defectos y pecados, ¡quiero servir a Dios!”.

Mariana Soares, de São Paulo, también seleccionada como voluntaria, sintió que necesitaba participar de una forma más activa en la Iglesia. “Siempre fui católica, no me veo de otra forma. Pero aun yendo a misa todos los domingos, yo era de esos católicos que, cuando terminaba la misa y volvía a casa, se acababa mi experiencia con Dios. Así que cuando se abrió el registro para voluntarios en la web no lo pensé dos veces. Al enterarme de que fui seleccionada sentí una enorme alegría en el corazón, pero tuve que buscar un trabajo para pagar el billete y demás gastos”. Consiguió el dinero, pero tuvo que dejar el trabajo para pasar los 15 días en Rio de Janeiro. “Hablé con mi jefa y me echó durante el período de prueba. En ningún momento me sentí triste por perder el empleo. Al contrario, estaba feliz de corazón por haber tenido el trabajo durante 45 días y conseguir el dinero que necesitaba para el viaje a Rio de Janeiro. Aunque muchos no me apoyaron: decían que estaba haciendo una locura al dejar un trabajo seguro para ir a pasar 17 días en Rio de Janeiro”, recuerda.

Pero Mariana puso su esperanza en la Palabra de Dios: “cada vez que alguien intentaba desanimarme, pensaba en el pasaje de la Biblia en que Jesús dice ‘Si alguien quiere venir en pos de mí, niéguese a sí mismo, tome su cruz y me siga’ (Lucas 9, 23). Hoy puedo decir que soy una persona nueva: una joven del Papa. Soy la juventud del Papa y espero con el corazón abierto la Jornada Mundial de la Juventud”, finaliza.

Israel Viana es responsable de comunicación de ¡Vamos! Rio 2013. Ha sido voluntario y organizador de la JMJ Madrid 2011, y escribe sobre las JMJ desde hace siete años en diversos medios on-line. Leer más artículos de Israel Viana.

3 comentarios

  1. soy del camino catecumenal vivo en la rep dominicana en la ciudad de la romana me gustaria saber mas de la jmj y tener contacto con mas hermano del camino

  2. me gusto los testimonio de las hemanas voluntarias de rioque no tenga miedo de seguir al senor